Pasar al contenido principal

¿Cómo ser más feliz en tres semanas?

La técnica de los 21 días que aplicó Beyoncé reeducando su cuerpo

Por: Equipo de redacción
Miércoles 01 de Agosto de 2018

Como animal de costumbres, para el hombre no siempre es fácil terminar con viejos hábitos o rutinas como perder peso, modificar la alimentación, dejar de fumar o ir al gimnasio. El Secreto para un cambio de vida (y no fallar en el intento) es aplicar al “método de los 21 días”: una técnica que permite reeducar el cuerpo en el lapso de tres semanas. Hace unos meses, Beyoncé decidió apuntarse, en su caso, permitiendo cambiar su silueta y afirmó: “Si una foodie nacida en Houston como yo puede hacerlo, tú también puedes”. El método se basa en una teoría que, además de ayudarte a modificar tu cuerpo, puede ser también la clave para alcanzar la felicidad.

Varias escuelas llegaron a la misma conclusión: nuestro cuerpo necesita 21 días para transformarse. Fue Marco Borges quien ha aplicado ese razonamiento al mundo de la alimentación y logró que muchas celebrities como la cantante opten por una dieta sana gracias a su “22 Day Vegan Challenge”. Ahora, del otro lado del charco, los franceses lo convierten en la llave de la felicidad. Según explican los psicólogos Oliver Lockert Gérard Cervi en su libro “Dejo de ser adicto en 21 días”, el ser humano puede controlar sus impulsos y las adicciones rompiendo con los viejos hábitos, a través de la auto hipnosis: “El subconsciente es un bloque hecho de automatismos: le gusta la rutina. Si haces ejercicio una sola vez, no tendrá tiempo de marcar tu subconsciente y tus automatismos. Hay que insistir hasta que el subconsciente diga “Ok. Esto es lo que quieres. Entonces lo almaceno”. Y ahí es cuando puedes estar tranquilo para siempre.”

Como dijimos anteriormente, los psicólogos plantean usar la auto hipnosis para conectar de nuevo con el subconsciente sin nuestra coraza emocional. Te mostramos como controlar los impulsos en solo tres semanas

Semana 1: reconocer el problema

Esta primer semana se trata de reconocer si tenemos o no una adicción. Cuando las ganas se convierten en necesidad, el placer en una idea fija y la diversión es una fuente de estrés, es momento de acabar con ese problema que nos está haciendo infelices. Una vez identificado, debemos escribir en un papel por qué queremos acabar con ello. Freud decía “Tu hogar es tu cuerpo y tu mente. Puede que descubras por qué haces una cosa, pero eso no hará que dejes de hacerla. No se dentendrá sola. Tienes que hacer algo. Una vez que hayas decidido actuar y aprender, tu vida cambiará”

Semana 2: auto hipnosis, paso a la acción.

Existen pequeñas rutinas y ejercicios que nos van a ayudar terminar con la “adicción” e introducir en nuestras vidas nuevos automatismos. Es muy importante, tener presente la idea de que podés lograr convertir algo negativo en positivo.

Semana 3: afianzar el trabajo anterior y libérate

Cada vez que la angustia se apodere de vos, buscá volver a tu nueva forma mental del problema, ese refugio positivo y pensá si realmente tenés la necesidad y las ganas de recaer o si se trata solamente de impulsos irracionales.

Vale la pena probar, ¿no?

SEGUIR LEYENDO