Pasar al contenido principal
Beauty & Health
Tené una piel perfecta

En qué orden aplicar los hidratantes faciales

¿El sérum o la crema de ojos primero? Si no sabés cómo manejar la rutina de tu piel lee nuestros tips y potenciá tus productos.  

Por: Equipo de redacción
Miércoles 06 de Agosto de 2014
Crema Hidratante

Tener una piel hidratada va a hacer que el maquillaje se vea mejor y que no aparezcan arrugas prematuras, enrojecimiento o manchas en la cara. Prestá atención a la rutina del cuidado de la piel y más aún en invierno, aunque hay que cuidarla obvio, durante todo el año. Como hay muchísimos productos, repasamos para qué sirve cada uno y el orden correcto para tener la piel que siempre soñaste. La idea es comenzar por el más liviano y terminar con el producto más pesado.

1. Serum: Obvio, después de la limpieza y el tónico, usá un sérum. Podés prescindir de él si tenés menos de 30. Hay muchos en el mercado: antiarrugas, antimanchas, nutritivos y energizantes. Lo más importante, es que tiene más principios activos que una crema y se absorben rápidamente.

La idea es comenzar por el producto más liviano y terminar con el más pesado

2. Crema para ojos: También si tenés más de 30 o te estás acercando, es recomendable que integres a tu rutina una crema para ojos. Aplicala de manera suave, para no dañar la piel de los ojos. Esto va a proteger a tu piel de arrugas prematuras.

3. Hidratante: llegó el momento del hidratante común que seguro usas. Va a nutrir la piel y ayudar a que tu maquillaje dure mucho más tiempo. Acordate, por la noche nutritiva, que es cuando la piel se renueva  y por la mañana, hidratante.

 Prestá atención a la rutina del cuidado de la piel y más aún en invierno, aunque hay que cuidarla obvio, durante todo el año

4. Aceites: Este paso es sólo si tu piel es extremadamente seca, te recomendamos que uses un aceite facial. Va a finalizar tu rutina hidratante y ayudar a que tu piel no sufra.

Respecto a la aplicación no uses crema de más. El tamaño de una almendra para hidratar la piel es suficiente. Exceso de crema satura y ensucia los poros. Acordate de no frotarla, pasala suavemente y hacé un masaje en la piel. Empezá por el mentón y continuá hacia arriba hasta la frente.

SEGUIR LEYENDO