Pasar al contenido principal
Beauty & Health
fijate bien

Alisados sin riesgos: 5 tratamientos que no tienen formol

¿Sabías que los productos con olor fuerte e irritante están prohibidos? Descubrí qué podés hacerte para lucir el pelo lacio sin dañarlo.

Por: Equipo de redacción
Viernes 13 de Febrero de 2015

En busca del lacio perfecto, a veces podés caer en la trampa. En nuestro país, sólo se permite una concentración no mayor al 5% de formol en productos para el cabello.

Sin embargo, en muchas peluquerías o por internet, te ofrecen tratamientos que tienen dosis más altas de formol y pueden generarte alergias, irritación en los ojos y la piel, dermatitis, enrojecimiento, descamación del cuero cabelludo y caída del cabello, según informan en la revista Buena Salud.

Para no correr ningún riesgo, te contamos cuáles son los tratamientos más seguros, sin formol, que no dañan tu salud ni tu pelo y que te ayudan a lucirlo más lacio, suave y sin frizz:

Los tratamientos con altas concentraciones de formol pueden producirte alergias, irritación en los ojos y la piel, descamación del cuero cabelludo y caída del cabello

1. Tratamiento a base de tioglicolato: es la misma sustancia que se utiliza para hacer una permanente pero para alisar no te ponen bigudíes (una especia de ruleros pequeños). Al aplicarla, el pelo pierde resistencia y fortaleza porque se rompen los puentes de unión internos entre los filamentos de keratina de tu cabello. Produce un daño pero mucho menos extremo que el del formol. Para un resultado más duradero, el pelo se plancha de a mechones.

2. Alisado progresivo: se aplican productos a base de tioglicolatos y tiolactatos sin un planchado posterior del pelo (por eso, es menos dañino). Debés realizar el tratamiento cada 4 meses, aproximadamente.

3. Alisado japonés: tiene altas concentraciones de tioglicolato lo que produce un alisado extremo ya en la primera aplicación.

4. Shock de queratina: en muchas peluquerías le dan este nombre a los tratamientos que contiene formol, aunque en la dosis permitida: menos de un 5%. Sin embargo, el verdadero shock de keratina te proporciona aminoácidos y polímeros que revitalizan tu pelo y lo protegen.

5. El “bótox” capilar: es la aplicación de un mix de vitaminas, aminoácidos, proteínas, ácido hialurónico y colágeno. En las peluquerías, recomiendan arrancar con una sesión cada 15 días, durante dos meses. Se aplica sin agujas porque va sobre el pelo, no sobre el cuero cabelludo, y es 100% natural. No te deja un lacio extremo pero elimina el frizz y la da vitalidad a tu pelo.

¿Alguna vez sufriste las consecuencias de un tratamiento con altas concentraciones de formol?

Más info:

Pelo lacio y sano: 10 cosas que tenés que saber sobre la queratina.

6 claves para recuperar el pelo dañado en una semana.

Wow! ¡Qué cambio! Vitto Saravia ahora está rubia y con desgastado arociris: mirá las fotos.

SEGUIR LEYENDO